Inicio > General > En vez de puente, tirolina.

En vez de puente, tirolina.

Lunes, 31 de octubre de 2011


Si oyes la radio te convencerán de que hemos estrenado unos preciosos viaductos que no podemos pagar. Me refiero a la variante de Despeñaperros que sustituye a las curvas de herradura para tomar a velocidad de equino y la nueva autopista de las Pedrizas. Por ello en Bypass nos hemos hecho tirolina. Que en argot personal es una media jornada empalmada con un festivo. Siendo optimista lo enfocas como 36 horas despejadas para consumir a tu bola. Algo que desentona con el tempus fugit a lo Valdés Leal con su calaveras, esqueletos y flores marcescibles de esta festividad de Todos los Santos y señas de identidad. Colonizados por el truco o trato, que hasta en esta casa de licenciados vidriera nos hemos abastecido de gominolas Haribo no nos vayan a pregonar los vecinos lobotomizados por el Halloween (iba a mencionar las chuches pero como estamos en fiebre política elijo otro sinónimo electoralmente más correcto).
Como me acuerdo de mis muertos a diario me ahorro la peregrinación al camposanto, lo de bruñir lápidas de rodillas y sustituir flores de plástico. Así que en vez de puertos, canales y puentes, con dos cuerdas de 11mm Zermatt, un par de mosquetones y los satinados aluminios de los descendedores Peltz , arnés marcando paquete genital y a pasarlo de gloria en un espejismo de funciaonariato , con jornadas Moscoso en vías de extinción. Y absorto en los reportajes del Piqueras no asimilo lo de la media España atrancada en un atasco y la otra mitad desempleada. Toda Iberia en pausa, congelada como los brokers de Wall Street.
Si añades el fulminante factor del cambio de hora, obtienes un paisaje de sábado y centro comercial, que así lo viví esta mañana en un Larios Centro a reventar.
Me cago debajo del ojo del puente. Como todos los que tenemos que alcanzar a braza la otra orilla del mes. Mutilar una semana no es una conquista laboral. Es una amenaza para la productividad. En el National Geographic pasan un reportaje acerca de la construcción del bypass en Madrid. Lo ingenieros alemanes no daban crédito a eso de que se disolviera la fuerza laboral con motivo de las fiestas del 2 de mayo. Flipaban con que se desvaneciera todo quisqui y aparcaran la tuneladora con lo que costaba su arriendo al día.
Además, con el tiesismo imperante, un puente de 3 días da para desconectar aunque dejes al resto de la plantilla manca, coja o tuerta como la tarjeta crédito. Ni perjuicio para el turismo, ni más gaitas.
Comentaba Antonio Carvajal que entre tanta autonomía y santo, creó la página www.calendarioslaborales.com . ¿Quién no conoce al puntilloso y especialista en enhebrar días y findes para estirar los 30 días de vacaciones y convertirlos en 45? Claro, luego nos extrañamos de que las bodas de Canaán muten en bodas de sangre, o sangría económica.
Acá nos pilló la efeméride duchados, con los calzoncillos limpios y la barba afeitada. Traduzco. Teníamos listos todos los encargos y nos pasamos por la ofi para pulir las rebabas de los últimos diseños y comentar la que se avecina para el miércoles, cuando comiencen a timbrar los teléfonos con esa mezcla de exasperación, cargo de conciencia y el que hay de lo mío. Por eso en vez de puente, tirolina, a lo mejor le estamos cogiendo gusto a lo de la comunicación y publicidad aventura después de pasar el domingo en Colmenar.
Hasta luego, esta noche no voy a disfrazarme, me leo la sección de economía y me queda una expresión que da susto.

General

  1. Sin comentarios aún.
  1. Sin trackbacks aún.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *